sábado, 7 de marzo de 2009

Salvemos el Tonga Room!


Aloha, amigos.

Tristes noticias traemos esta noche. Al parecer, el Tonga Room de San Francisco está por desaparecer. Sabemos lo que duele que los templos tiki históricos cierren, y aunque éste no nos pille muy a mano, solidaricémonos con nuestros congéneres americanos y unámonos a la causa.


El Tonga Room abrió como restaurante polinesio en los bajos del Hotel Fairmont de San Francisco a finales de los 60, después de ser una especie de restaurante-barco y un chino, aunque en su origen era la piscina del hotel. Un sitio bastante curioso y con historia, vamos. No hemos tenido el placer de estar, pero por las fotos parece bastante espectacular. Tiene tormenta tropical cada media hora y todo, mientras una banda toca en un barquito de pega en medio de los restos de la piscina. Atómico.


La cosa está en que Fairmont ha decidido cargarse la torre que hay encima del Tonga Room para construir un edificio de apartamentos, y en los nuevos planes no entra mantener el local. Plantean llevarlo a otro sitio o directamente eliminarlo. La primera opción no tiene muy buena pinta, no hablemos ya de la segunda.

Pero por lo visto hay una posibilidad de salvar el Tonga Room, de ahí el título de este post. La cosa es que el espacio donde está el restaurante forma parte del hotel original, y la torre que se va a demoler es una ampliación que se hizo en los 60. Entonces, aunque parezca un poco peregrino, se podría preservar el Tonga Room, siempre y cuando Fairmont lo considere viable, económicamente, claro. Podemos empezar por firmar onlain, aunque si nos queremos enterar un poco más de cómo va la cosa, podemos seguirlo en Tiki Central y en Facebook.

Mahalo nui loa,

Mr. I.

1 comentario:

paco dijo...

Una lástima si lo llevan a cabo, tiene una pinta estupenda. Si aquí hubiese un sitio así, seguro que hace años que se lo habrían cargado. Parece que la moda de cerrar locales la estén importando desde aquí....

Por cierto y sin venir a cuento, si tenéis oportunidad de ver Frost contra Nixon, espero que os saque una sonrisa como a mi (mi cuñado no lo entendió, pobrecito) cuando la novieta que se busca el presentador, estando en el hotel, le dice que va a bajar a buscar algo de comer... a Trader Vics